¿Por qué los jóvenes gays discapacitados enfrentan una batalla por el respeto?

Creado: Domingo, 21 Octubre 2018 Publicado: Domingo, 21 Octubre 2018 Escrito por administador Imprimir Correo electrónico

 

Discapacitados gays

A medida que los jóvenes entran en la adolescencia, se cuestionan sobre sus gustos sexuales y cómo entienden el género. Si son afortunados, tienen acceso a educadores o mentores de relaciones sexuales y redes de apoyo. Pero una investigación con jóvenes que se identifican como LGBT y que además son discapacitados muestra que a menudo se los trata como si su género o sexualidad fuera solo una fase.

Al observar las experiencias de jóvenes de entre 16 y 25 años, ha quedado expuesto lo dañino que puede ser este enfoque. No reconocer que las personas jóvenes con discapacidad pueden ser LGBT puede reducir su capacidad de tener vidas sexuales satisfactorias. También reduce la posibilidad de que reciban la ayuda y el apoyo adecuados en relación con su sexualidad o género a lo largo de sus vidas.

Estas ideas sobre la discapacidad a menudo trabajan junto con conceptos erróneos sobre la sexualidad. Una persona joven explicó cómo se culpaba a los homosexuales de su discapacidad. Sienten que las personas piensan que uno es LGBT “porque está enfermo”, relacionan la discapacidad con una ‘confusión mental’ que los hace creer que son gais.

Además de la confusión sobre la discapacidad y la sexualidad, los jóvenes informaron problemas debido a su edad. A uno de los entrevistados en el estudio realizado, sus padres le pidieron que esperara a reconocer su sexualidad hasta que fuera mayor y más maduro; “Para que lo sepas con certeza, necesitas más tiempo”; fue la frase lapidaria que le dijeron.

Estas reacciones sugieren que existe resistencia a las personas jóvenes con discapacidad que se identifican como LGBT. Parece existir la percepción de que las personas jóvenes con discapacidad no pueden entender la sexualidad LGBT. Pero las historias que los jóvenes contaron en el estudio, muestran un largo proceso de trabajo para comprender su sexualidad y su género. Tales decisiones no fueron triviales o un resultado de las tendencias.
 

La sexualidad y el género como parte de la vida

Etiquetar la sexualidad como una fase sugiere que es algo por lo que uno pasará, emergiendo del otro lado como heterosexual. Esto enmarca cualquier cosa que no sea la heterosexualidad como defectuosa y sugiere que hay algo indeseable en ser LGBT. Una persona joven dijo que pensaban que ser “LGBT en el mundo heterosexual es algo malo”. Como sociedad, parece que aceptamos más las identidades LGBT. Sin embargo, no para las personas LGBT discapacitadas que son vistos como no sexuales e incapaces de comprender lo que significa ser LGBT.

Discapacitados gays

Necesitamos pensar acerca de la sexualidad y el género como parte de la vida y no como un momento pasajero. Esto es importante porque las personas LGBT jóvenes con discapacidad necesitan el apoyo adecuado. Etiquetar su sexualidad como una fase les niega el acceso a información y apoyo ya que su sexualidad no se considera válida. Pueden sufrir violencia y discriminación física y mental por lo que son, y deben luchar por su cuenta porque nadie los reconoce por lo que son.

Para poder trabajar en contra de las actitudes sociales y los conceptos erróneos, debemos escuchar las experiencias de los jóvenes LGBT discapacitados y entender que son expertos en sus propias vidas. Descartar la sexualidad como una fase dice mucho sobre las actitudes sociales hacia lo que significa ser joven, discapacitado y LGBT. Sin embargo, lo más importante es que tales reacciones tienen un impacto directo en la vida íntima de las personas jóvenes con discapacidad, ya que trabajan contra tales desafíos para dar sentido a quiénes son.

Este artículo fue publicado originalmente en The Conversation. Lee el artículo original aquí

Fuente: www.revistazero.es

Visto: 26